Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 14 de julio de 2008

Ignacio Ramírez Calzada “El Nigromante” (1818-1879)

Ignacio Ramírez fue un escritor, poeta, periodista de combate, abogado, político e ideólogo liberal. Nació en San Miguel el Grande, hoy San Miguel Allende, Guanajuato, el 23 de junio de 1818. Inició sus estudios en Querétaro, ciudad natal del padre, y en 1835 fue llevado al Colegio de San Gregorio, en México, donde estudió artes y estudió jurisprudencia en la Universidad Pontifica Nacional de 1841 a 1845. A los 19 años de edad ingresó en la Academia Literaria de San Juan de Letrán, integrada por los hombres más ilustrados de la época, en el cual su tesis causó protestas revolucionarias y leyó un discurso que causó mucha polémica: “No hay Dios; los seres de la naturaleza se sostienen por sí mismos.” En 1845 se inició en el periodismo al publicar, junto con Guillermo Prieto y Vicente Segura, Don Simplicio, firmando sus artículos con el seudónimo “El Nigromante”. Sus colaboraciones se distinguieron por sus artículos y versos satíricos que le ocasionaron en repetidas ocasiones la censura y la cárcel. El gobernador del Estado de México lo invitó para organizar su gobierno, el cual correspondió trabajando día y noche en la reconstrucción administrativa y también en la defensa del territorio nacional invadido por los norteamericanos. Entre fines de 1848 y principios de 1849, Ignacio Ramírez fue político de Tlaxcala. Por las críticas a Antonio López de Santa Anna en la Ciudad de México, Ramírez permaneció once meses en prisión. Fue liberado al triunfo de la Revolución de Ayutla y fungió como secretario personal de don Ignacio Comonfort; al advertir que Comonfort falseaba sus principios liberales, renunció a su puesto para afiliarse con Benito Juárez, Melchor Ocampo y Guillermo Prieto en el partido liberal, donde participó en la elaboración de las Leyes de Reforma. Una vez derrotados los conservadores, el presidente Benito Juárez lo nombró Secretario de Justicia e Instrucción Pública del 21 de enero al 9 de mayo de 1861, tiempo suficiente para crear la Biblioteca Nacional y unificar la educación primaria en el Distrito Federal y territorios federales. Al triunfar la República, en 1867, es nombrado magistrado de la Suprema Corte, pero sus principios lo llevan a criticar la política reeleccionista de Benito Juárez y las elecciones de los magistrados y ministros, y son ahora los juaristas quienes lo vuelven a encarcelar. En 1877, con Porfirio Díaz como Presidente es restituido y lo nombran ministro de Justicia. Después, regresó a ocupar el cargo de Magistrado de la Suprema Corte de Justicia en 1879 hasta su muerte. Como escritor fue el mejor prosista y más alto poeta de su tiempo. Autor de sus cátedras, escritos y abundantes publicaciones científicas y literarias. Entres sus ensayos se encuentran: Ensayo sobre las Sensaciones, Lecturas de Historia y Política de México.
http://www.arts-history.mx/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

vozMe.com